Comenzó el juicio contra el comercial de Guijuelo acusado de estafar a 150 bejaranos

Foto de archivo

Ó. P. B. era el dueño de una tienda de venta de televisores y electrodomésticos en Guijuelo. Está acusado de estafar a casi 150 bejaranos por una venta irregular en la cual compraba televisores de alta gama en establecimientos de Salamanca y Valladolid, para después ofrecerlos en su tienda de Guijuelo a precios irrisorios, ya que según sus propias palabras “le perdía a cada aparato unos 1.000 euros”.

El empresario aguantó esta situación hasta la ruina de su negocio. Entonces llegaron los problemas para servir los pedidos a sus clientes que ya habían pagado por adelantado sus televisores.

El Ministerio Fiscal pide para el acusado tres años y medio de prisión por un delito continuado de estafa, además de 4.050 euros de multa, así como el pago de indemnizaciones a los afectados.

El acusado, para explicar cómo es posible que viera un buen negocio en vender televisores que previamente había comprado más caros, alegó tener problemas psicológicos de “doble personalidad”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s